Derivado de la política de arrendamiento de inmuebles para servicios de telecomunicaciones, ya suman 50 contratos con un valor conjunto de 2 millones de pesos anuales. En breve el estado de Querétaro se sumará a dicha política con alrededor de 2 mil inmuebles.